• Facebook
  • Twitter
  • Ivoox
  • Radio Online
  • App Radio 90 para iPhone
  • App Radio 9O para Android

La investidura bloqueada en Cataluña: las tres posibles salidas Otra vez la política catalana entra en un escenario no previsto ni regulado

Ene 31 Escrito por 

El president del Parlament de Cataluña comparecía este lunes para comunicar que aplazaba el debate de investidura ‘sine die’ pero Carles Puigdemont seguía siendo el candidato. Roger Torrent sostiene que ni el gobierno español ni el Constitucional decidirán quién tiene que ser el presidente de Cataluña.

El tono contra el Gobierno español y el Constitucional ha sido duro, pero lo destacado de esta comparecencia convocada con prisas ha sido que, en contra la voluntad de Puigdemont y Junts per Catalunya, Torrent ha decidido, como mínimo por ahora, no desobedecer. Gana tiempo mientras el Constitucional no resuelva, por ejemplo, el recurso que están preparando los servicios jurídicos del Parlament sobre las medidas cautelares adoptadas el pasado sábado. Eso sí, se compromete a llevar hasta el final la candidatura de Puigdemont.

El pleno para investir a Puigdemont se celebrará pero cuando se pueda celebrar de forma efectiva y con garantías, explicaba Torrent. No ha dicho, sin embargo, qué pasará si esas garantías no llegan nunca.

¿Y ahora qué? Otra vez la política catalana entra en un escenario no previsto ni regulado. Este miércoles se cumple la fecha límite para celebrar el debate de investidura, según la ley catalana de la presidencia de la Generalitat y el Govern. El Parlament ha solicitado un informe a los letrados del Parlament para saber si se abren nuevos plazos, nuevas fechas o en qué situación legal queda.

La ley establece que al cabo de 10 días de la constitución del Parlament (en el caso que nos ocupa, antes de este miércoles) debe proponerse un candidato a la presidencia. Eso Torrent lo ha hecho, propuso a Puigdemont, pero lo que no prevé la ley es que pasa si tras esos diez días no se ha celebrado ningún debate.

Los letrados del Parlament, en ese informe que están preparando, deberán delimitar los siguientes plazos. De entrada podrían caber esas tres opciones:

1. Que a partir de mañana se considere que empieza la cuenta atrás de dos meses que teóricamente empezarían a contar después de la primera votación de investidura. Pasados esos dos meses, la convocatoria de elecciones ya sí que es automática.

2. Otra opción es que Torrent interprete que queda congelada la cuenta atrás de 10 días hasta que el TC no resuelva los recursos pendientes sobre la investidura.

3. E incluso quedaría otra interpretación, más restrictiva, que sería considerar que si mañana no hay pleno, la convocatoria de elecciones sería automática.

Publicado en Noticias Nacionales
InicioNoticiasSeccionesNoticias NacionalesLa investidura bloqueada en Cataluña: las tres posibles salidas Otra vez la política catalana entra en un escenario no previsto ni regulado Volver arriba